La evolución ha hecho que hombres y mujeres compremos de manera diferente

mujer-hombre

Tradicionalmente las mujeres se han dedicado a a recolectar vegetales y los hombres a cazar y eso se refleja en nuestros hábitos de compra, según una investigación de Daniel Kruger, de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Michigan.

El estudio examina las compras en el marco de la psicología evolutiva para entender por qué tantas mujeres disfrutan de un día comprando ropa con sus amigas, mientras la mayoría de los hombres quieren salir del centro comercial apenas han entrado.

En muchas antiguas sociedades, las mujeres dedicadas a la recolección, vuelven a los lugares en los que obtuvieron buenos resultados y suelen permanecer cerca de sus hogares.

Para ellas, la búsqueda de alimentos es una actividad diaria, a veces social, que puede incluir a los niños pequeños.

Para recoger alimentos seguros y de calidad, las mujeres deben saber seleccionar el color, el olor y la textura correcta. También deben conocer el momento más adecuado para recoger cada tipo de alimento.

Por eso, según el estudio, en la actualidad las mujeres dedican más tiempo a seleccionar colores y texturas y es más probable que conozcan mejor que los hombres el momento más adecuado para comprar cada producto.

Los cazadores, en cambio, debían conseguir su presa y llevar rápidamente la carne a casa, antes de que empezara a descomponerse. Al tratarse de una actividad peligrosa, no podían llevar consigo a los niños.

De ahí vienen su actuales hábitos de compra.

Aunque el estudio reconoce que estos comportamientos no están grabados en nuestros genes, ni los comparte todo el mundo, quizá esta información pueda servirnos al plantear nuestras acciones de marketing.

Fuente: Universidad de Michigan.

¿Te gusta este artículo?

Entonces suscríbete a nuestro boletín y recibirás gratis información premium para tu negocio y ofertas exclusivas.

¡Suscríbete ya!

Etiquetas:, ,

No hay comentarios todavía.

Deja un comentario